Orsi: la fuerza política vive, está consolidada y es la gente la que te lleva en andas

Entrevistado en InterCambio el Intendente de Canelones, Yamandú Orsi, analizó el resultado electoral de ayer domingo 24 como parte de un resultado de mayor alcance que comprende la primera vuelta de octubre e indicó la necesidad que el Frente Amplio (FA) encienda las “luces largas” y sepa reconocer y abrir espacios a la militancia frenteamplista espontánea.

Orsi contextualizó el resultado de la víspera, en la lógica del ciclo más extenso del sistema electoral vigente y especialmente en el resultado de los comicios legislativos y presidenciales del domingo 27 de octubre. Entonces, “a pesar del dolor del resultado del 27”, éste ratificó durante “cinco elecciones seguidas” al FA como “la fuerza más grande del país”.

Y esta elección presidencial de ayer domingo 24 confirmó “aquello del ´Viejo´” (por José Mujica) según lo cual “es más importante poder levantarse” de una caída, que el resultado eventual de una batalla, más allá de cuál sea.

Y en este ciclo electoral “creo que ni siquiera llegamos a caer”, evaluó el Intendente canario, ejemplificándolo en que “la fuerza política vive, está consolidada, y es la gente la que te lleva en andas”.

Es así que “en el dolor de una derrota, hay un sabor agridulce” dado que “hay mitades claras, 50 y 50 casi”, resumió al respecto.

Para Orsi “la gente no vota partidos” en las segundas vueltas, “estoy cada vez más convencido de eso (…) para el balotaje no piensa en partido” sino que “el partido opera en la acción consciente de la militancia” y también “acompaña al candidato”. Son fundamentales la impronta y “el peso del candidato”, si bien la gente también “vota proyectos”. Pero “cada vez el ciudadano desdobla más su voto” y “actúa con más independencia”.

No obstante, “también” puede interpretarse que “en octubre la gente nos dio un ´tirón de orejas´” por disconformidades con el oficialismo y que “ahora” el votante “está enojado” pero razonó que “´los vamos a votar´” de todos modos. En cualquier caso, “estas cosas no las resolvés solo con los dos meses de campaña”, mientras que el conjunto de resultados de primera y segunda vuelta “te permite hacer el análisis estando vivo” como partido.

En este sentido, el dirigente del MPP subrayó que “haber remontado 8 puntos no tiene precedentes”, y señaló como un dato relevante que “nunca nadie había llegado a la Presidencia con menos de 52%” más o menos de sufragios desde que rige la doble vuelta electoral en Uruguay. El primer elemento citado da “la satisfacción de que tenés la herramienta intacta”.

Luego ponderó el surgimiento de un movimiento social alrededor del FA que “está pidiendo cancha, pidiendo pista” para actuar políticamente y tener más protagonismo, especialmente “aquellos que aparecieron hasta desde el enojo” para apuntalar a la coalición-movimiento ante el escenario de derrota electoral. “El FA va a tener que pensarlo como organización política” y “va a tener que aggiornarse a una nueva realidad” social, previniéndose del ruido ambiente y poniendo “luces largas” para conducir, porque “en este último periodo tuvimos una señal muy fuerte” desde abajo.

Se refirió específicamente al pueblo frenteamplista movilizado espontáneamente, algo que “el radar organizativo nuestro no lo capta”.

En cuanto a los primeros movimientos públicos realizados anoche por el presidenciable frenteamplista, Daniel Martínez, el entrevistado resaltó que “salir primero” que su par opositor a dirigirse a la sociedad y los medios “ya es una señal” de reconocimiento de no estar ganando el conteo de votos. Y “no querer leer” esto implica “quedarse medio en la chiquita”.

Martínez realizó “un acto de responsabilidad y tiene que ser valorado”, considerándose que “el que sale primero es el que reconoce que no está arriba” en la proyección de un resultado, por demás ajustado. El candidato del FA cuidó especialmente “además el respeto a la Corte Electoral”, por lo tanto “lo que primó fue la prudencia de verdad”, puntualizó Orsi.

Después, el Intendente de Canelones habló de cómo abordar la campaña hacia las elecciones departamentales y municipales de mayo próximo y el criterio para definir candidaturas para los Municipios. Para él, ese criterio debe ser de “libertad pero con orden”, ya que presentar “siete candidatos” como se hizo en 2015 en Santa Lucía “me parece una exageración”.