“Es muy interesante escuchar al Choncho Lazaroff en la última parte del partido para pensar, en el último tirón del pensamiento y de la reflexión y de ver qué decisión tomamos”

“Iba a ser un año de muchas decisiones y había que tomarlo con mucha responsabilidad, llegamos al momento definitivo de todas esas decisiones, así que está bueno escuchar al Choncho y que abra la cabeza para tomar la mejor determinación que ayude personalmente pero que especialmente colabore con el colectivo”.

Nueva columna de Felipe Castro que comenzó con esa invitación musical. Luego profundizó sobre los futbolistas que se han manifestado políticamente y sobre las críticas que han recibido:

“En esa clave colectiva, es importantísimo que los futbolistas tomen postura política. Los futbolistas son actores principales de la cultura y por lo tanto su opinión es importantísima”

Y ya en el final, recomendó al filósofo mexicano Leopoldo Zea Aguilar: “Quedé fascinado, él habla de que América Latina debía, a partir de su visión histórica, generar un pensamiento filosófico propio.”

“Si uno acepta como válida esa ruta de generar un pensamiento propio desprendiéndose de lo europeo, si uno sigue esa línea debería pensar que va a ser fundamental la tarea en ese pensamiento de tipos que hayan vivido la realidad europea con la intensidad desde el punto de vista económico y desde el punto de vista cultural, de los jugadores de fútbol sudamericanos que juegan en Europa para saber qué son las cosas que nos diferencia, para reconocernos. Los futbolistas no solo tienen que hablar, tienen que hablar mucho más de lo que hablan, teorizar mucho más de lo que teorizan”.