Aníbal Pereyra: es importante que los ciudadanos siempre tengan presente dónde es necesario seguir llenando las canastas que garantizan las mejoras

En su columna semanal en M24 el Intendente de Rocha, Aníbal Pereyra, destacó el respeto cabal de los gobiernos frenteamplistas al Programa comprometido ante la ciudadanía y a la transparencia en el manejo de los recursos públicos, tanto a nivel nacional como departamental.

Pereyra destacó cómo “en forma constante, en estos cinco años” como jefe de gobierno “en nuestro Departamento” y “en todas las instancias” en que ha actuado como tal, “fundamentalmente en el contacto con los vecinos”, en “asambleas abiertas” y los ámbitos “para tratar temas puntuales”, lo ha hecho “con el objetivo de trabajar el Programa de gobierno” y de cumplir con “los compromisos a asumir y ejecutar” en el marco de ese Programa.

“Y su vez” ha sido riguroso en la práctica de “repasar ese Programa con las necesidades de la gente en cada territorio y trabajar juntos en las soluciones” para superarlas. “Eso también tiene como eje central” el objetivo permanente de “transparentar los números” así como “todas las acciones” de gobierno de cara al soberano.

Se trata de que “el gobierno” pueda “llevar adelante” sus compromisos “teniendo en cuenta los recursos” disponibles y preservando el “equilibrio necesario” entre “hacer la inversión” en obras e infraestructuras, “mejorar las condiciones de vida” de la población y “mejorar los salarios” de los funcionarios de la Administración. Es decir, orientando y equilibrando “la redistribución de esos recursos, que vienen del aporte de los ciudadanos”.

Pero además, el cuidado de la transparencia y el orden en la hacienda pública busca que “cuando terminemos la responsabilidad que tenemos” y el gobierno departamental sea asumido por “quien le corresponda seguir, sea quien sea”, la nueva autoridad pueda “tener claro cuáles son los números” y “los recursos” disponibles “y también” sepa que queda “instalado un proceso de transformaciones” que comprende “proyectos” y “cuestiones a realizar (…) con el objetivo de que las cosas sigan andando”.

El Intendente remarcó esa inquietud desde la consideración de que “todos” los actores políticos refieren retóricamente “al diálogo” como una práctica necesaria y un valor indispensable, pero después “siempre aparecen actitudes mezquinas”. De ahí su preocupación por “cómo queda ese equilibrio” y cómo se sostienen “esas acciones” para “seguir teniendo la posibilidad” de construir “nuevas realidades” en beneficio de la sociedad.

Por eso recordó que “en estos 15 años” transcurridos desde 2005 y “en todo el territorio nacional (…) se ha podido desarrollar esta lógica” basada en “prioridades que entendemos son necesarias para mejorar” la vida de la gente. “Y que las canastas en donde se vuelcan esos recursos (…) se han podido llenar de mejor manera” respecto de cómo “se llenaban antes”.

Entonces, la continuidad de ese camino de beneficios para las grandes mayorías nacionales requiere de “una lógica que no se puede cortar, por eso es importante que los ciudadanos siempre tengan presente (…) dónde” es necesario “seguir llenando las canastas” que garantizan las mejoras y el uso de los recursos que los ciudadanos aportan al erario, reflexionó Pereyra.