Presidenta de FUCVAM: exoneración de IVA a las cooperativas de viviendas “bajaría los costos de los proyectos” e impulsaría la edificación

Entrevistada en InterCambio la presidenta de la Federación Uruguaya de Cooperativas de Viviendas por Ayuda Mutua (FUCVAM), Alicia Maneiro, destacó el festejo del próximo viernes 24 por los 49 años de la gremial, que se prepara para celebrar en 2020 sus primeros 50 años de existencia.

Maneiro informó sobre las dimensiones de la organización que “contamos con más de 500 cooperativas en todo el país”. Estas tienen distintas etapas y grados de desarrollo, entre las que se encuentran “en formación y trámite”, aquellas que están “en obra” y las “cooperativas habitadas”.

Destacó que “en el interior” del país “tuvimos un crecimiento muy fuerte” concentrado “en el litoral” del Río Uruguay, y especialmente ese crecimiento ha sido “muy, muy importante en Mercedes”, al punto de que “cuando terminen” de edificarse allí los complejos en obra, “un 10% de población de Mercedes estará viviendo en cooperativas nuestras”.

Explicó que en el desarrollo de la construcción por ayuda mutua “juega un papel muy importante” el apoyo “de las Intendencias” departamentales “en cuanto al acceso a tierras” a través de la creación de “carteras” de predios. Actualmente y a nivel nacional “no llegamos a 70” cooperativas en obra, “60 y pico” están en esa etapa, precisó.

Recordó que “acá”, en Montevideo, “en los ´90 se forma la cartera de tierras” durante “la Intendencia” frenteamplista “de Tabaré Vázquez” y “a partir de ahí empieza a cambiar la historia”, ya que hasta entonces accedían a predios principalmente ejerciendo “presión social y política” mediante “ocupaciones”.

Luego describió las tres “franjas” territoriales de Montevideo, desde el centro hasta la periferia departamental, en las que hoy día FUCVAM está organizando y construyendo las cooperativas en el área capitalina.

Resaltó que “tenemos una coordinación muy buena con el SUNCA” en materia “de seguridad” para la construcción.

Contó cómo se ha desarrollado “a partir de 2008” el mecanismo de adjudicación por “sorteo” mediante el cual “las cooperativas acceden en forma más rápida” al préstamo para iniciar la construcción. Explicó también por qué es necesario “ajustar” este mecanismo.

Aproximadamente la mitad de las cooperativas habitadas pagan por esos préstamos un interés de “5,25%”. Si bien en esos casos “efectivamente se paga un 5%, (…) creemos que no corresponde” una tasa tan elevada al “interés social” representado por el sistema de ayuda mutua. “Las familias nuestras no tienen capacidad de ahorro” como para pagar ese porcentaje y “comprometen en trabajo” lo que no pueden cubrir con dinero, apuntó.

Maneiro indicó que 5% corresponde a “tasas de mercado”, siendo esta otra razón por la que “creemos que todo el movimiento debe pagar el 2%” y no solo la mitad de las cooperativas, como sucede. “Tenemos en este momento (…) 120 cooperativas federadas” de las cuales “unas 60” están subsidiadas por el Estado para poder cumplir con la tasa de repago “al 5%”, razonó.

“El subsidio se da cuando la familia no puede cubrir la cuota de amortización”, precisó. “Hoy el subsidio lo otorga el Estado”, una realidad por la que lucharon muchos años ya que antes lo pagaba la Federación.

“Hasta el 25%” del ingreso neto familiar puede ser destinado a pagar la cuota por el préstamo, conforme a la normativa. “Nos parece que una cuota del 2%” permite un cumplimiento cabal y fluido “del repago” y además aliviana “al Fondo Nacional de Vivienda”, mecanismo que financia todos los programas de vivienda “del Ministerio” homónimo, reflexionó.

La dirigente detalló algunos pormenores de las negociaciones con el gobierno en torno a estos temas y dijo que “no deberíamos hacer el pago” de IVA por compra “de los materiales” para construir. “Eso bajaría los costos de los proyectos” e impulsaría la edificación de más cooperativas, así como generaría más justicia respecto de las empresas constructoras, que fueron exoneradas de ese IVA por la ex Ley de Vivienda de Interés Social.

Maneiro contó que “tenemos nuestras dudas” de que se llegará a las 14.000 viviendas cooperativas construidas en el periodo que aseguró el gobierno, asunto que hablarán “con el Ministerio” en las próximas horas.

Más adelante destacó el valor del proyecto piloto “Fincas” en la Ciudad Vieja, que está siendo afinado para su ejecución y será importante para “frenar el proceso de gentrificación y darles lugar a los vecinos de la zona”.

Sobre la proyección internacional del movimiento, informó que “hay una presencia muy importante de la construcción por ayuda mutua” en casi todos los países de América Central, con gran fuerza “en El Salvador y Nicaragua”. También el sistema ha sido incorporado en otros países latinoamericanos como “Paraguay y Bolivia” y en otros más lejanos, específicamente de Asia, ya que tiene “presencia en Filipinas”.

A todos ellos “la Federación ha contribuido con compañeros nuestros” que viajan a asesorar e instruir desde hace muchos años “y también generando pasantías” en Uruguay para que vean cómo se despliega la modalidad sobre el terreno. Las pasantías se realizan “no solo con pobladores sino muchas veces también con autoridades” que vienen de esos otros países, subrayó.

Para festejar sus 49 años de existencia FUCVAM hará un acto aniversario el viernes 24 “en el (gimnasio del Club) Platense”, que contará con la actuación de la murga “La Mojigata” y la banda “Cuatro pesos de propina”. “Estamos en la antesala del medio siglo y la decisión de tirar la casa por la ventana”, resumió Maneiro.