Alejandro Sánchez: Vuelve a ser la tarea el “boca a boca” para que no gane la mentira ni la demagogia

En su columna semanal en M24 el diputado frenteamplista Alejandro ´Pacha´ Sánchez alertó contra “una estrategia” combinada de viralización “de mentiras” por WhatsApp y redes y de uso parlamentario y mediático de esos contenidos falsos acerca de políticas sociales y estadísticas oficiales.

Sánchez contó que es una de las personas que recibió un “audio de WhatsApp” reenviado varias veces por “contactos” que a su vez lo recibieron de “amigos” mediante una seguramente extensa cadena, audio referido a “las tarjetas del Mides” y a “cuántas personas las reciben”, sosteniendo esa voz anónima que “son más de 300.000 tarjetas”.

El emisor valora que “estos zánganos” del Mides, “esta gente” del gobierno y la izquierda, a esas tarjetas “las cambian por votos”. Y si “ya tienen 300.000 votos” y cada uno de estos convence al menos a una persona más, “son 600.000 votos” conquistados “con plata de los uruguayos”, se afirma.

Advirtiendo contra “este tipo de prácticas de política” que empiezan a usarse también en nuestro país, el legislador señaló que “desde ayer el precandidato Lacalle Pou”, que en su renovada estética de campaña aparece como “Luis, sin apellido, anunció en Twitter” el despliegue de “contactos” partidarios para crear una “Investigadora sobre el Mides en Diputados”.

“Y acto seguido aparecen estos audios”, relacionó Sánchez, apuntando hacia “una nueva metodología de trabajo” político basado en la mentira lisa y llana, por lo que debemos estar “conscientes de lo que enfrentamos”.

Desde la credulidad basada en el “me dijeron” como versión actual de “el viejo rumor”, se genera que haya mucha “gente que lo cree” de buena fe y acto seguido “lo reenvía” a sus contactos, con lo que “se viraliza la mentira” dirigida a fomentar “la indignación de la gente”. “Luego eso tiene el brazo parlamentario” y así “se termina de cerrar el círculo”, describió.

Ante la instalación de esos métodos y la posibilidad cierta de que se usen masivamente, “tenemos que estar muy atentos y ser muy responsables por lo que recibimos” en nuestros dispositivos y cuentas, siendo “conscientes de que nosotros también somos un medio de reproducción” de contenidos y que hay “quienes nos creen porque son amigos nuestros”, reflexionó.

“Esto no es nuevo, es el famoso ´boca a boca´ que la izquierda uruguaya supo utilizar” para romper los cercos informativos que enfrentó históricamente, un recurso que “le daba legitimidad a lo que estaba planteando” la persona, grupo o corriente que emitía información cierta.

En cuanto al contenido del audio referido, “no es verdad que haya 300.000 tarjetas, es falso, es una gran mentira”, puntualizó el diputado del Espacio 609. Precisó que “hay 60.000 tarjetas” expedidas por el Mides a través de un riguroso “procedimiento regularizado” en el que además interviene la Facultad de Ciencias Económicas con un trabajo sistemático y actualizado.

También apuntó que las ayudas que reciben del Mides las familias usuarias de tarjetas, oscilan entre poco más de 1000 pesos y 4000. Por lo que lamentó y fustigó que desde varios ámbitos sociales y políticos se caiga en estigmatizar a “los pobres” cuando la sociedad, a través del Estado, destina recursos mucho más cuantiosos a ayudar a “los ricos”, reflexionó Sánchez.

Mientras que Uruguay destina “92 millones de dólares por año en estas prestaciones” con tarjetas “para que aquellas familias y básicamente niños reciban un complemento de alimentación”, solamente “en exoneraciones a empresas agropecuarias con el IRPF y el Impuesto al Patrimonio gastamos 111 millones de dólares”. “Solo con una medida” de las muchas vigentes para “disminuir los impuestos para el sector agropecuario”, recalcó.

En cambio, el uso que las familias beneficiarias hacen de “la tarjeta ´Uruguay Social´” se concentra un “70% en el consumo” de “alimentos” y “el 30%” en “productos de limpieza”, además de que “está prohibido consumir tabaco, cigarrillos y alcohol” expresamente, indicó.

“Tenemos que estar muy atentos a esto porque Jair Bolsonaro” ganó la Presidencia de Brasil “mediante esta estrategia” de difusión de mentiras a través de WhatsApp y redes sociales, “y después hay una legitimación en los medios” que refuerza, consolida y retroalimenta las mentiras, alertó.

En función de ese dato de la realidad, invitó a usar “la lista de contactos” de cada frenteamplista para combatir ese método fraudulento difundiendo información veraz, real, confirmada y acreditada, para “develar esta estrategia macabra que buscar degradar nuestra democracia”. “Hay mucha tarea por hacer y nosotros tenemos responsabilidades” dado que “somos un medio para difundir” contenidos y elementos “positivos”, remarcó.

“Vuelve a ser la tarea el ´boca a boca´ y que cada uno asuma su compromiso para pelear” por la verdad “y que no gane la mentira ni la demagogia”, convocó el joven dirigente del MPP.