20 años de la ‘fea’ que conquistó al mundo

Pasaron dos décadas desde que se lanzó el primer capítulo de la telenovela colombiana ‘Betty la fea’, que rompió todos los récords de audiencia, no solo en su país, sino en mercados tan difíciles como el estadounidense y el chino. Te contamos las clave de su éxito.

“Betty la fea” está en el Libro Guinness de los Récords como la telenovela más versionada del mundo. Luego de su lanzamiento en Colombia, una de las adaptaciones más exitosas fue la estadounidense, ‘Ugly Betty’, que llegó a copar la portada de varios medios de ese país: The New York Times, The Washington Post, entre otros.

La historia está centrada en la vida de Beatriz Aurora Pinzón Solano, interpretada por la actriz colombiana Ana María Orozco, una mujer poco atractiva para los cánones de belleza socialmente aceptados, que trabajaba en la compañía Ecomoda.

Sobre la repercusión de la novela se ha teorizado mucho. Hay trabajos que explican su éxito porque cuestiona el imaginario de belleza socialmente aceptado. En Estados Unidos, también se hizo foco en el aspecto étnico, ya que la protagonista es una latina.

Para el periodista colombiano Alejandro Pérez, de la sección cultura de la revista Semana, la novela fue un espejo para a un sector de la sociedad trabajadora que se sintió representada en los personajes protagónicos, al tiempo que puso en debate la visión de la mujer existente en el país.

“La telenovela tenía una heroína dentro de todo muy atípica, una mujer que logró capturar la atención de la nación siendo en teoría fea. Pero con un sentido del humor muy particular, muy trabajadora e inteligente, que redefinió el rol de esa mujer en nuestra sociedad”, explicó Pérez.

También hay quienes explican su alto nivel de audiencia en Colombia a la necesidad de escapar a la situación del país, marcada por el conflicto armado entre el Gobierno y las guerrillas.

La telenovela se emitió entre los años 1999 y 2001, y lejos de tratar temas como la violencia o el narcotráfico, se centraba en una simple historia de amor.

Incluso, uno de los datos anecdóticos de la telenovela, fue que el presidente colombiano, en ese momento Andrés Pastrana, aprovechó la popularidad de ‘Betty, la fea’ para dirigirse al país, durante uno de los cortos publicitarios para informar sobre los avances del proceso de paz.